Diccionario Serrano (Sierra de Yeguas)

De Malagapedia
Saltar a: navegación, buscar

A

Abollao: Sin dinero.

Abriero: Bostezo; expresión de aburrimiento.

Aburrición: Aburrimiento.

Abutargao: Que lleva tanta ropa que no puede moverse.

Acaloro: Disgusto. Subidón en la actividad sexual.

Acacharse: Agacharse.

Acansinao: Persona no se encuentra muy bien fisicamente, que está agotado, cansado.

Achicharrar: Quemar demasiado.

Achinao: Gordo.

Achuchar: Dar un abrazo fuerte.

Acierte: Aceite.

Acituna: Aceituna.

Acoquinar: Pagar algo que se debe.

Acurrucao: Encogido para dormir.

Aferiche: Ataque, Ejemplo: Me vá a dar un aferiche.

Afrecho: Las sobras de la harina. Mezclado con otras cosas, sirve de pienso para algunos animales.

Agonía: Que desea mucho las cosas.

Aguafuerte: Lejía.

Ahogailla: Sumergir la cabeza de otra persona bajo el agua.

Aiga: Coches antiguos, muy largos y grandes, indicativo del gran poder adquisitivo y hortera de los llamados "nuevos ricos" y parece ser que su nombre venía de que cuando iban al concesionario a comprarlo, si éste les preguntaba qué marca o modelo, ellos respondían: "El más grande que AIGA".

Airazo: Viento muy fuerte.

Ajolá: Ojalá.

Alacena: Armario empotrado que suele encontrase en el interior de las cocinas y en el que se guardan condimentos y alimentos.

Alcancía o Arcancía: Vasija de barro cerrada, con una hendidura en la parte superior por donde se echan monedas.

Alejar: Distancia a la que se puede llegar lanzando un objeto.

Alelao: Sin vitalidad.

Alfiler: Pinza para tender la ropa.

Allailla: Es una variante de allá. Ejemplo: Lo que tú me preguntas está un poco más allailla.

Almanaque: Genitales femeninos.

Almóndiga: Albóndiga.

Antié: Antes de ayer.

Alobarse: Cabrearse, mosquearse.

Aparador: Armario utilizado generalmente para guardar la vajilla y los utensilios de cocina de uso diario.

Apargata: Alpargata.

Apencar: Aguantar.

Albarillo: Especie de albaricoque.

Aliñao: Marido o novio, a quien su mujer o novia dio algo para manejarlo a su antojo.

Alobao: Figuradamente, persona que se pone nerviosa y pierde claridad mental, que no da pie con bola.

Alpiste: Bebida alcohólica.

Alua: Hormiga con alas.

Aluego: Luego.

Alvellana o Arvellana: Cacahuete, maní.

Amargosear: Que amarga. Ejemplo: Me comí una almendra y amargoseaba.

Amochar: Tocarle a uno ser "víctima" en los juegos de niños. Ejemplo: Yo no juego si me toca otra vez amochar.

Amorrionarse: Quedarse quieto y parado, entumecerse.

Ancá: Palabra utilizada para decir que una persona se encuentra o va a alún sitio.

Andalias: Sandalias.

Anigual: A lo mejor. (Déjalo salir, anigual encuentra novia y se casa).

Antonces: Entonces (Antonces viene y me dice que no vaya a trabajá".

Aonde o Ande: A donde o donde.

Apañar: Arreglar algo.

Apechugar: Afrontar un problema.

Apollardao: Persona poco espabilada.

Apulgarao: Roído, recomido.

Apuntapala: Expresión para designar que hay gran cantidad de alguna cosa.

Arreglaos: Se decía de una pareja cuando eran ya novios formales.

Arrempujar: Empujar.

Argofifa: Trapo para limpiar el suelo.

Arrumbiao: Abandonado, olvidado.

Asadura o Asaura: Hígado.

Atacarse: Remeterse la camisa en el pantalón.

Atestao: Lleno, a rebosar.

Atorrullao: Hecho un lío. Nervioso.

Atravesao: Alguien que no te cae simpático y al que no quieres ver.

Avión: Vencejo.

Azogue (Tener): Moverse mucho. Tener tics.

B

Bacalá: Engaño en el precio de algo, por excesivo.

Badila: Paleta de hierro para mover y recoger las ascuas del brasero.

Babucha: Zapatilla de estar en casa.

Bajío: Mala suerte. Gafe.

Baina: Persona relegada en las reuniones o pandillas que no cuenta para nada y que estorba o molesta.

Bambo: Bata de tejido fresco y ancho sin mangas o con mangas cortas.

Banaó: Soplillo para avivar la candela.

Baqueteado: Individuo que ha adquirido mucha experiencia a base de darle palos la vida.

Barcinar: Acarrear la mies hasta la era.

Bardao: Cansado.

Bareta: Palo muy largo para tirar las aceitunas que están en lo más alto del olivo.

Barsar: Bailar.

Bartola: Barriga.

Bayonesa: Mayonesa o Mahonesa.

Bejarruco: Abejorro.

Bemos: Hemos. “Bemos acuio cuando has llamao”.

Berenjená: Follón, lío.

Bibiquín: Taladro.

Bicha: Serpiente.

Bisté: Bistec, mismamente.

Blanda: Gotas de rocío, pelúa, helada, que cubren el trigo, la cebada, la avena, etc., a primeras horas de la mañana.

Bollao: Sin dinero.

Bolondrón: Bulto o inflamación de una pequeña zona del cuerpo provocado, generalmente, por un golpe.

Boquino: Persona que carece de labio superior.

Borriquera: Copa de coñac.

Brotá: Hembra de algún animal que está en celo.

Buero: Agujero.

Bulla: Prisa.

Bullo: Puñetazo.

C

Caballitos: Tiovivo, atracción de feria.

Cabrillas: Pequeñas manchas en las piernas provocadas por el excesivo calor del brasero.

Cacharitos: Atracciones de feria.

Cacho: Trozo, porción de alguna cosa.

Cacheta: Miedoso, cobardón.

Cagajón: Mojón de las bestias.

Cagarzo: Pájaro que abunda en verano.

Calentura: Fiebre.

Caliche: Abertura que sirve para desaguar líquido contenido en balsas, albercas, etc.

Cámara: Parte superior de una casa.

Camballá: Vaivén provocado normalmente por una buena tajá.

Cantúa: Mujer guapa de buenas proporciones y curvas abundantes.

Cañadú: Caña de azúcar.

Capacha: Bolsa hecha de esparto para llevar la comida.

Capuana: Paliza.

Caramales: ¡Una de calamares fritos!

Carcamonía: Tatuajes que regalan en algunas golosinas.

Cardibache: Caldo muy claro que ni calienta ni alimenta.

Caricato: Payaso. Actor cómico.

Carrillo: Especie de carrucha colgada encima del brocal del pozo, por la que se hacía pasar una soga atada a un cubo para sacar agua. Carretilla con una rueda delantera utilizada principalmente en la construcción para transportar materiales. Cochecito de minusválidos que se accionaba manualmente con manivela adaptada a la rueda delantera.

Carsona: Pantalón corto de deporte.

Carrete: Persona que habla mucho.

Cascabulla: Protección de ciertos frutos. Masturbación.

Casoliá: Casualidad.

Catalina: Excremento humano.

Caterba: Multitud de gente concentrada en algún sitio.

Caucar: Referencia cariñosa al envejecimiento: ¡anda ya, que estás caucando!.

Cháchara: Conversación.

Chamá: Mala racha, malos tiempos.

Chamba: Suerte. Casualidad.

Chanchullo: Trampa para ganar dinero fácilmente.

Chaparrete: Persona gorda y de poca estatura.

Chapona: Antigua chaqueta que se abotonaba hasta el cuello.

Chapú: Obra de poca importancia.

Charpicar: Mojar a alguien con algún líquido. También, cuando alguien sin "comerlo ni beberlo" se encuentra metido en algún lío.

Charrán: Pícaro, en sentido cariñoso.

Charraná: Faena o fechoría que se hace a otro sin mala fe.

Chiflar: Silbar.

Chinero: Armario en que se guardan piezas de china, de porcelana, cristal, etc., de más calidad y que sólo se utilizan en eventos familiares importantes.

Chinfarrá: Herida.

Chiripa:Con suerte, por casualidad.

Chirriburri: Niños y niñas más pequeños y revoltosos.

Chisme: Palabra utilizada para referirse a un objeto del cual no sabemos su nombre. Comentario malicioso. Aparato genital femenino.

Chispa: Rato corto. Cosa pequeña.

Chivata: Talega hecha con un tejido similar a una red y que iba "chivateando" lo que llevaba en su interior, es decir, que mostraba el contenido a través de los agujeritos de esa especie de red.

Chorra: Suerte.

Chuchurrío: Persona anémica, demacrada y de ojos hundidos.

Chuchurro: Apego o relación empalagosa con otras personas, juntos a todas horas.

Chuminá: Tontería, pamplina, cosa sin importancia.

Chuminoso: Persona que se enfada por cosas sin importancia. Persona detallista. Persona que aparenta más de lo que es o que da importancia a cosas que no la tienen.

Chupi: Bien hecho.

Chupón: Lo que se le pone encima del bracero para ayudar a que se encienda en carbón.

Churrete: Mancha de chocolate, miel, etc., en la cara.

Chusquear: Burlarse, ser ocurrente.

Cincha: Correaje de lona ceñido al perímetro abdominal de las bestias para sujetar el aparejo.

Cintero: Cuerda gruesa y lo suficientemente larga para afianzar la carga de gavillas de cereales, cebada, avena o trigo, para transportarlos desde el campo hasta la era para trillarlos y poder sacar el grano.

Cisco: Carbón menudo hecho de pequeñas ramas de árboles para la copa o brasero.

Clarilla: Materia para lavar que se hacía con ceniza. Era un equivalente de la lejía.

Cochichina: Lugar para guardar y engordar a los cerdos.

Cojonato: Persona inocente y bobalicona; alguien tranquilo a quien le da todo igual, que no se enfada por nada.

Collete (en): Llevar a alguien agarrados a los hombros y el cuello.

Condió: Despedida, apócope de adiós o, más exactamente, de “con Dios”.

Confitero: Pastelero.

Contrista: Que lleva siempre la contraria.

Copa: Brasero.

Costal: Saco largo de lona, utilizado para envasar el grano.

Costilla: Trampa para apresar animales, sobre todo pájaros.

Cristobita: Marioneta.

Cuadrí: Zona de la cadera en la que las mujeres llevaban apoyados a niños o recipientes.

Cuarterón: Trozo de tabaco de picadura.

Cuartoguarné: Lugar en el que se guardan los aperos de las bestias.

Cuasi: Casi.

Cubertón: Manta.

Cubrepié: Colcha para taparce los pies.

Cucha: Escucha. forma de reclamar la atención.

Cuchichina: Donde se guardan los cerdos.

Cuchifleta: Ocurrencia o dicho gracioso o divertido.

Cucopersona: Escurridizo.

Cucos: Bragas.

Cueritates: Desnudo. La expresión “en cueritates” equivale a “en pelotas”.

Cuesco: Pedo.

Culebrina o Culebrilla: Herpes.

Curiana: Cucaracha.

D

Dalear: Ladear.

Damajuana: Garrafa.

Dambos: Ambos.

Dentaura: Dentadura.

Despensa: Armario empotrado que suele encontrase en el interior de las cocinas y en el que se guardan condimentos y alimentos.

Descojonao o Escojonao: Muerto de risa.

Despuntao: Borrarse. Por ejemplo: Me he despuntaó de la escuela.

Diabla o Chupón: Artilugio de lata que se colocaba encima de los braseros de picón para que el fuego se reavive.

Disiura: Dicho o rumor sobre asuntos o acontecimientos de temas variados.

Dorao:Frito que toma color.

Dornillo: Especie de mortero de madera en el que se hace la porra.

Durazno: Melocotón.

E

Eclisarse: Dormirse, despistarse.

Embarcar: Echar algún objeto en sitio de difícil acceso; por ejemplo, cuando los niños juegan con una pelota y se les cae en un tejado, en un árbol o en un corralón.

Emberrecao: Disgustado, obsesionado, cabreado.

Emborricao: Cabreado.

Emborrizar: Espolvorear o cubrir de azúcar.

Empanao: Lacio, tonto.

Emperifollarse: Arreglarse, maquillarse, ponerse guapo.

Empicarse: Hacerse adicto a algo.

Empresa: Autobús.

Emprestar: Prestar.

Enagüas: Ropa de mesa camilla.

Encaramao: Que esta subido a algo.

Enclenque: Delgado. Con poca fuerza. Débil.

Encogío: Que se gasta poco. Miserable.

Encuesta: Llevar a alguien sobre nuestras espaldas.

Endiñar: Pegarle a alguien. Pasar un problema a otro.

Enfollinar: Enfadarse, pelearse.

Engatusar: Convencer a alguien con engaño o zalamería.

Engorar: Empollar.

Ennuarse: Atragantarse.

Enguachinar: Encharcar.

Enrritao o Inrritao: Irritado.

Ensuciar: Defecar.

Enteraillo: Persona que opina de cualquier cosa sin tener ni idea.

Entererengue: Algo que está colocado en equilibrio, inestable, pudiendo caerse al suelo a la más mínima.

Escacharrao: Averiado, Roto.

Escaesío: Estar un poco escaso o carecer de algo necesario.

Escalichao: Persona muy flaca o muy estropeada.

Escamondar: Limpiar a conciencia.

Escaqueao: Escondido, esconderse de alguna obligación.

Esconchón: trozo que falta de cal en una pared.

Escuchimizao: Persona o cosa sin sustancia, canijo y endeble.

Escuende: Esconde.

Esmallao: Hambriento.

Esmochar: Podar los árboles.

Esnuncao: Golpe en la nuca.

Esollón:herida hecha, normalmemte en la pierna o el codo.

Espachar: Despachar, echar a alguien de algún sitio En las tiendas, vender algún producto.

Espatarrar: Abrirse excesivamente de piernas.

Espichar: Morir. También se emplea la palabra "cascarla".

Espurrear: Rociar algo con agua u otro líquido expelido por la boca.

Estacá: Trozo de terreno sembrado de olivos jóvenes.

Estenazas: Tenazas.

Estijeras: Tijeras.

Estrebes: Aro de hierro con tres pies que sirve para poner al fuego, sartenes, peroles, etc.

Etrevé: Lugar donde se colocaba una olla en el fuego para cocinar.

Estroncao: Muy cansado, exhausto; dormir profundamente.

Explotío: Explosión.

F

Fartiquera: Bolsillo interno que servía de monedero; los hombres lo llevaban debajo de una faja que se liaban a la cintura y las mujeres en el interior de la falda.

Flama: Calor intenso.

Fli: Matamoscas.

Florecío: Recubierto de mohos.

Fogará: Erupción cutánea que se caracteriza por enrojecimiento de la piel.

Frangollón: Persona desastrosa que hace las cosas de prisa, mal y sin ganas; podríamos decir que es aquella persona que todo lo que toca lo estropea.

Frescachona: Mujer un poco desvergonzada.

Fueraparte: Por otro lado.

Fuguilla: Persona muy activa y nerviosa, que realiza todo con gran rapidez y nada perezoso.

Fulana: Prostituta.

Fullero: Tramposo.

Furullo o Enfurullarse: Enfado, enfadarase.

G

Gacha: Plato tradicional a base de harina de trigo, leche y miel. Halagos y caricias.

Gabarra: Especie de vagancia leve y pasajera; pereza para hacer algo; sopor pasajero.

Galgo: Goloso, que le gustan las chucherías.

Galipo: Salivazo.

Gamberro: Chaqueta impermeable con gorro.

Gamboa: Membrillo.

Gañote: Apuntarse a las rondas de comida o de bebida sin pagar.

Garfañá: Manotazo.

Gaznate: Tragaderas.

Golé: Oler, olfatear. También es curiosear, enterarse de lo que pasa.

Golondrino: Ganglio inflamado en el sobaco o axila.

Granza: Pozos del café. Paja gorda que queda una vez cribado el grano en la era. Restos de paja gorda que queda en el pesebre una vez han comido las caballerías.

Greñas: Melenas sin cuidar.

Guachintona: Naranja gorda y de buen sabor.

Guarrazo: Caída, tropezón que termina en el suelo.

Guarrindongo: Persona poco amante del aseo y la limpieza. También se emplea para decir que una persona es un poco verde en temas picantones.

Guarrito: Taladro.

Guasa: Risa, burla, ironía.

Guasnío: Cansado, agotado.

Guevo: Huevo.

Guita: Cuerda fina. Dinero.

H

Habiera: Del verbo haber, hubiera o hubiese.

Hartible o Jartible: Persona muy molesta.

Haznilla: Rollizo de madera con dos argollas en los extremos, se utilizaba para amontonar la paja en la era.

Hincha: Manía, Odio.

Hocicar o Jocicar: Caerse de boca.

I

Inrritación: Irritación.

Intierro: Entierro.

J

Jaba: Pié.

Jamar: Saltar.

Jartá: Hartazgo de algo. Pechá.

Jiliyo: Cuerda hecha de fibras de pita, que es un cactus de largas hojas llenas de pinchos.

Joyo: Hoyo. También trozo de pan al que se quita la miga para echar aceite y azúcar.

Jua: Judas, traidor, mal amigo. También, el que se defendía con escupitajos.

Juntera: Amistades.

Jumero: Tiro de la chimenea.

K

Katana: Bebida refrescante.

L

Lamparón: Mancha en la ropa.

Lanteja: Lenteja.

Lapo: Escupitajo.

Latero: Hojalatero. Hombre que va por las calles anunciándose como componedor de averías o necesidades domésticas, ente ellas soldarle las asas a los jarrillos de lata. En la actualidad han desaparecido, pero fueron frecuentes en tiempos de escasez.

Londro: Alondra.

Lumbre: Espacio que hay entre dos vigas del techo.

Luna: Espejo de un ropero.

M

Machopingo: Mujer con tendencia a hacer cosas más propias de hombres que de mujeres.

Machucao: Machacado.

Majo: Utencilio para majar la porra.

Majuana: Recipiente de cristal, de cuello corto, que sirve para contener líquidos. Parecida al cántaro.

Malestía: Enfermedad.

Mandanga: Dificultad, referente a algo que tiene mucha tarea.

Mandao: Encargo de distinta índole: ¿has hecho los mandaos que te encargué?.

Mangurrino: Forma cariñosa de referirse a un niño pequeño o bebé.

Manío: Viejo, sobado.

Malage ó Malaje: persona agria.

Malasombra:persona antipática.

Malbajío:mala -leche.

Maoleta: Majoleta.

Mariposa: Lamparilla de aceite.

Mataúra: Herida sin curar, especialmente en los burros.

Miajón: Parte interna y blanda del pan.

Mijita: Persona, hecho u cosa de tamaño pequeño.

Misto: Cerilla, fósforo.

Mocho: Animal que carece de cuernos.

Mondarina: Mandarina.

Monicaco: Dícese del niño o adolescente que se cree más maduro de lo que le corresponde a su edad.

Molío: Muy cansado.

Mollúo o Mollúa: Gordo. También se dice de las muchachas de curvas muy marcadas.

Morear: Prefreír.

Murría: Tristeza.

O

Olla: Cocido.

P

Pajarilla: Bazo del cerdo.

Palique: Habilidad para la charla; labia.

Palomita: Mariposa. Aguardiente con agua.

Pamplina: Persona cursi, tontorrona.

Panca: Paso largo.

Paparrucha: Cosa que se dice sin sentido.

Papelillo: Se suele decir a la medicina que viene en sobres.

Parvá: Se utiliza para indicar mucha cantidad: Hoy he ganado una parvá de canicas.

Pasencia: Paciencia.

Pechá: Comilona, hartazgo.

Peinilla: Peine corto de dos hileras opuestas de dientes que se utiliza para quitar las liendres.

Pejiguera: Se dice de alguien que es muy pesado en el comportamiento o hablando.

Pelagarta: Mujer de mala vida.

Pellisa: Chaqueta de paño gordo, con pelo en el cuello.

Pensaor: Persona que se cuidaba de echar el pienso a las bestias.

Perentrín: Agricultor que posee una mínima extensión de tierras.

Perfa: Paliza o capuana sonada.

Periquito: Aspersor para el riego de la tierra.

Perniles: Perneras, cada una de las dos partes del pantalón donde se meten las piernas.

Pescuezo: Cuello.

Picao: Enfadado.

Picardía: Palabrota, taco, palabra malsonante.

Pilila:El pene. Se suele utilizar cariñosamente para los niños pequeños.

Pillá: Forma de decir que tiene novio.

Pillao: Sin palabra.

Pimporrá: Abundancia, mucha cantidad.

Pingajo: Cosa que está caída. Se refiere, también, al pene cuando no consigue una erección.

Pinta:Espabilado, raspao.

Pirriaque: Bebida alcohólica.

Platillo: Chapa de botella de cerveza o refresco.

Pleita: Faja o tira de esparto trenzado en varios ramales o de pita, palma, etc., que cosida con otras sirve para hacer esteras, sombreros, petacas y otras cosas.

Poblema: Problema.

Pograma: Programa.

Polito: Jersey.

Polvera: Rectangulo de chapa con agujeros que se ponían en los pesebres.

Ponero: Lugar donde las gallinas ponen los huevos.

Porra: Salmorejo.

Porrón: Botijo o búcaro.

Potra: Suerte.

Poyo: Banco de obra que ordinariamente se construye en la pared, junto a las puertas de los cortijos, en las cocinas y en otras partes.

Preciglás: Primeros plásticos.

Presa: Conjunto de la carne, tocino, etc , que se saca de la “olla“ o cocido.

Primilla: Cernícalo.

Probecito: Pobrecito.

Prubicidad: Publicidad.

Puerto Clariá: Salir con éxito de una situación embarazosa; como cuando iban con el carro por caminos de tierra y empezaba a llover, al llegar a la carretera solían decir, "ya estoy en puerto clariá".

Q

Quebracía: Hernia.

R

Rajatabla (a): Hacer o cumplir algo al pie de la letra, sin desviaciones de ningún tipo.

Rampla: Rampa.

Ranea: Autobús. Antiguamente la empresa de autobuses que operaba en Sierra de Yeguas pertenecía a una empresa que se llamaba Ranea, de ahí su nombre.

Rebujina: Revuelo, bullicio popular.

Recacha: Lugar protegido, normalmente de las inclemencias del tiempo.

Refajo: Prenda femenina que se ponían las mujeres debajo de los vestidos.

Regolve: Típica pistola popularizada por aquellas películas del oeste americano.

Regorvé: A la vuelta o al volver.

Regordío: Eructo.

Rempuja: Empujar.

Remua: Cada uno de los cambios que los hermanos o cofrades realizan para portar el trono por el trayecto procesional.

Reores: Arreglar la parte baja de las fachadas de las casas cuando se encalaban.

Repellar: Enlucir.

Repeluco: Escalofrío.

Rescondite: Jugar a esconderse.

Retajila: Expresar de forma seguida y sin pausa.

Retortero: Poner las cosas claras. No tener cuidado con el atuendo. Desordenado.

Retraticta: fotografo.

Revenío: Alimento pasado de fecha. Mal sabor de un alimento.

Rezaor: Persona que reza en los lugares públicos.

Rimbombante: Que se da importancia sin tenerla.

Ringao: Dolor corporal y dificultad para mover la columna vertebral y piernas por cansancio tras realizar un gran esfuerzo físico.

Roal: Cerco que deja una mancha en la ropa.

Romana: Tipo de lechuga muy adecuada para la ensalada. Balanza para pesar mercancías.

Roña: Suciedad.

Roñoso: Avaro. Miserable.

Ropasuelta: Niño travieso, intranquilo.

Ropom: Manta o colcha hecha con trozos de tela vieja, cortada a tiras y posteriormente unidos como si fueran punto de croché.

Ruilla: Trapo para limpiar la mesa y la cocina.

S

Saborío: Avaro, Soso, sin gracia.

Sanjuan: zaguán. Espacio cubierto, situado dentro de una casa e inmediato a la puerta de la calle.

Santolio: Santos óleos que se administran a los enfermos graves con el sacramento de la extremaunción.

Sarasa: Afeminado.

Sarpullío: Multitud de granitos en la piel. Mini erupciónes probocadas por la ingesta de alimentos en mal estado o por la picadura de insectos.

Sebadura: Rozadura en el pie.

Selebro: Cerebro.

Serón: Espuerta de esparto para recoger aceitunas.

Sieso: Persona antipática, de mal genio.

Siquitraque: Que se mueve mucho, que no para.

Sollar: Desollar. También hacerse una rozadura.

Soñarrera: Ganas de dormir (sobretodo después de comer).

Sopaipa: Masa del pan frita.

Soponcio: Pérdida fugaz de conocimiento o mareo por un disgusto o sorpresa desagradable.

Subibaja: Noria.

T

Tabarra (Dar la): Ponerse pesado, molestar.

Tabarrera: Enjambre o avispero.

Tabarro: Avispa.

Talega: Bolsa hecha de tela para llevar el pan.

Tangay: Jaleo, alboroto, tumulto.

Taramera: Un montón hecho de ramas de olivo.

Tarugo: Pedazo de madera sin utilidad; también puede ser una persona grosera, torpe o bruta.

Tejeringo: Churro.

Tentemonete: Sitio lleno de gentes.

Tiricia: Ictericia, color amarillento de la piel o mucosas del cuerpo.

To: Todo

Torrija: Persona despistada.

Trancón: Escalón de la entrada principal de la casa.

Tomiza: Cuerda hecha de esparto.

Tosnicón: Golpe dado con la mano abierta.

Trompito: Garbanzo.

Trompo: Taladro.

Torceura:Esguince, torcedura.

Torcía: Mecha para el candil, hecha de trapos viejos.

Trajinar: Convencer o poner a alguien a nuestro favor mediante sutiles maniobras o gestos.

Tranco: Palo cilíndrico de madera, que servía para atrancar las antiguas puertas desde el interior, anulando la apertura desde fuera, aunque tuvieras llave.

Tranquillo (Coger el): Aprender el funcionamiento de algo.

Trasponé: Desaparecer de la vista. Irse de un sitio.

Traspuesto: Desmayado.

Trastá: Faena. Daño.

Treantié: El día anterior a antes de ayer.

Trinqui: Trago de bebida alcohólica.

Trompar: Embestir.

Troncharse: Partirse de risa.

Tufo: Mechó de pelo que tapa la frente.

Tunda: Paliza.

Tuntún: A la buena de dios. Decir algo por decirlo.

Turca, Tajá, Melopea, Tablón, Trompa, Jáquima, Jartá: Borrachera.

U

Ubio: Yugo o cualquier forma de uncir las bestias.

Un suponé: Un ejemplo.

V

Volunto: Deseo vehemente. Pronto que le da a alguien.

Z

Zacudidor: Herramienta para quitar el polvo.

Zambullía: Arrojarse al agua bruscamente.

Zancá: Paso grande.

Zangarrear: Zarandear algo o alguien, agitarlo repetidas veces con rudeza, agitar o mover algo con cierta violencia.

Zapatúa: Aceituna aliñada que se ha pasado de su tiempo y que casi no se puede comer.

Zoleta: Azada. Azadón.

Zoquete: Inculto. Poco inteligente.

Zorrera: Ambiente enrarecido, generalmente por humos o malos olores.

Zurriago: Látigo.

Principales editores del artículo

Valora este artículo

  • Actualmente4.00/5

4.0/5 (9 votos)